O recuncho de Suso

El Mundo y el ácido bórico

, Jueves 21 de Septiembre de 2006, 18:17

Vamos a ver que yo me entere…

1) Detienen a un marroquí, llamado Hassan El Haski, en diciembre de 2004 en su casa de Lanzarote. Allí encuentran documentación en árabe (ni explosivos, ni detonadores, ni nada que pudiera explotar). Ah, y parece que había también unos polvitos blancos que nadie sabía lo que eran.

2) Así que le encargan a los de la Policía Científica que averigüen qué son esos polvitos blancos. Se encargan de ello tres peritos (dos químicos y un farmacéutico), que descubren sin mayor problema que esos polvitos son solamente ácido bórico.

3) Los peritos, supongo que para aportar algo más de interés en su informe, deciden incluir referencias a otros informes periciales relacionados con terrorismo donde también se encontró ácido bórico: en un piso franco de ETA (4 años antes) y en el de un fulano de Madrid (6 años antes). También reconocen en el informe que no tienen ni idea de qué carajo puede relacionar el ácido bórico con el terrorismo, pero por si acaso sugieren varias hipótesis.

4) El borrador del informe llega a manos de su superior, quien decide que las observaciones de sus subordinados (tanto las de ETA como las del fulano de Madrid) no tienen relevancia (lo cual no me extraña, viendo las utilidades del ácido bórico), así que las elimina del informe definitivo, que es el único oficial que sale de la comisaría de la policía científica.

Hasta aquí todo parece normal… ¿Normal? Nooo! En una vuelta más de la espiral delirante en la que está metido el diario El Mundo, tenemos un último punto de la historieta:

5) El Mundo denuncia que el Ministerio de Interior falsificó el informe original de los peritos antes de enviárselo al juez. Y llega hasta tal punto su desfachatez que dicen en el artículo: “las firmas de los tres peritos fueron sustituidas por la de Francisco Ramírez, jefe del Servicio Central de Análisis Científico de la Policía Científica". Qué hábiles los falsificadores, cambiando la firma de los peritos por la de su jefe. Que además seguro que es sociata.

En fin… Y lo más sorprendente es que un periódico con el nivel de difusión que tiene El Mundo puede acusar en su portada al ministerio del Interior de falsificación de documentos, y quedarse tan tranquilo. ¿No está fallando algo?

El lado malo de no ir a trabajar

, Lunes 11 de Septiembre de 2006, 20:36

Hace un rato, tumbado en la cama con 38,5º de fiebre y con un dolor de estómago muy molesto, me he dado cuenta de un triste hecho:

“Sólo faltas al trabajo cuando algo te duele lo suficiente como para que prefirieras haber ido”

Eso es… Nada de “Qué bien, como me he puesto malo no voy a trabajar y me quedo en casa". Nada de eso, lo que dices es “Cambiaría esta mierda de gastroenteritis por ir a trabajar, incluso haría una jornada de 12 horas”

Y para colmo no tengo casi ni ganas de ponerme delante del ordenador. ¡Qué aburrimiento! :(